Cómo elegir un cepillo de dientes eléctrico

Hay una amplia variedad de cepillos de dientes eléctricos con diferentes modelos y cabezales que se adaptan a las distintas necesidades según tipo de dentadura.

Antes de comprar un cepillo hay que consultar con el dentista en caso de sufrir alguna enfermedad dental como gingivitis, estomatitis y otras enfermedades.
Aunque los cepillos eléctricos no tiene contraindicaciones en general, es posible que su caso requiera de un cabezal concreto, o que su dentista considere que hay un modelo más indicado para usted.

Los cepillos eléctricos tienen muchas ventajas sobre los cepillos manuales:

  • Eliminan más placa que los cepillos convencionales.
  • Suelen estar equipados con temporizadores que facilitan el control del tiempo de cepillado. Algunos modelos no sólo avisan a los 2 minutos recomendados para un cepillado completo, sino que cada 30 segundos hacen una señal para que cambiemos de sector, repartiendo así el tiempo de cepillado equitativamente en toda la boca.
  • Existe la posibilidad de elegir entres diferentes tipos de boquillas.
  • Incorporan un sensor que avisa si ejercemos demasiada presión sobre el diente, así evitamos dañar el esmalte.
como elegir cepillo de dientes electrico

Elegiremos un cepillo eléctrico fijándonos en:

  1. El presupuesto ¿Cuánto cuesta un cepillo eléctrico?
  2. Dónde lo vamos a usar
  3. El cabezal
  4. La tecnología

1.- Cuánto cuesta un cepillo de dientes eléctrico

Antes de nada hay que aclarar que hasta el cepillo más barato cumple bien su función.

Los modelos más caros vienen con un kit de diferentes cabezales y boquillas para elegir entre cepillos más o menos blandos, cepillos especiales para la periodontitis, dientes sensibles y blanqueadores, entre otros.

También marca al diferencia de precio el tipo de batería (pilas o recargable) y su potencia, que repercutirá en la velocidad del movimiento. El más sencillo realiza al rededor de 2000 movimientos por minuto, mucho más de lo que podríamos hacer con un cepillo manual.

La gama de precios es muy amplia. Podemos encontrar cepillos eléctricos sencillos de una buena marca como Oral-B a partir de 10 euros, y otros cepillos de más de 200 euros con diferentes programas de limpieza, varios cabezales, baterías recargables y todos los extras imaginables:

  • Diversos modos de cepillado específicos para dientes sensibles, blanqueamiento o masaje de las encías
  • Sensores de presión para indicar que el cepillado es demasiado fuerte
  • Temporizadores para ayudarte a controlar el tiempo de cepillado de cada cuadrante de la boca
  • Recordatorios digitales de cambio del cabezal del cepillo
  • Tecnologías oscilante vibracional y cabezales en forma de copa, oscilante rotacional o sónica

El precio no debe ser un impedimento porque cualquier cepillo cumple sobradamente su función. También podemos optar por una marca china, perfectamente válidos e igual de eficaces, que nos darán más extras por menso dinero. Después de todo el mecanismo es sencillo y no requiere de grandes sofisticaciones.

cepillo de dientes electrico

2.- Cepillo de dientes eléctrico de viaje o para casa

Dónde vamos a usar el cepillo es importante para tomar la decisión. Si el cepillo no se va a mover de casa, elegiremos uno con base enchufada a la corriente que recarga la batería después de cada uso. Es la opción más cómoda y asegura que la potencia del cepillo permanece constante en el tiempo.

Si el cepillo se va transportar, ya sea de viaje o al trabajo, es mucho mejor elegir un cepillo a pilas. Los hay estupendos y baratos de cualquiera de las marcas más conocidas. La mayoría traen un estuche para el transporte.

También hay cepillos recargables con una base pequeña que se pueden llevar de viaje fácilmente y que también tienen un estuche para el transporte.

3.- Distintos tipos de cabezales

Normalmente en dentaduras sanas que no presentan problemas de exceso de sarro o enfermedades de las encías, bastará con el cabezal que los cepillos normales traen por defecto. Pero existen muchísimos tipos de cabezales para elegir en caso de necesitar una atención especial.

Como los cabezales se pueden sacar con facilidad, podemos comprar diferentes cabezales para un único cepillo, teniendo la precaución de que sean compatibles con la marca y modelo que estamos usando.

El cabezal del cepillo debe renovarse cada 3 meses y después de haber salido de una enfermedad infecciosa. Por eso es recomendable comprar un cepillo eléctrico de una marca conocida que nos garantiza encontrar recambios fácilmente.

Elegiremos cabezales suaves con cerdas más blandas para niños y personas son sensibilidad.

Los cabezales del cepillo eléctrico convencional son redondeados porque el cepillo hace movimientos oscilatorios y rotativos. Son los llamados cepillos 2D. Hay otros cabezales más alargados y parecidos al cepillo de dientes manual. Compruebe que son compatibles con su cepillo y que no corresponden a un cepillo eléctrico sónico o ultrasónico. Estas son diferentes tecnologías dentro de los cepillos eléctricos más modernas y algo más eficaces.

Los diferentes modelos de cabezales de la misma marca suelen ser compatibles con todos sus cepillos de la misma tecnología (eléctrico o sónico), y las diferencias radican en el tipo de limpieza que ofrecen: de precisión, delicada, sensible, ultrasensible, abrillantadora o cabezales avanzados para una limpieza más a fondo.

4.- Diferentes tecnologías en los cepillos de dientes

Los cepillos de dientes eléctricos difieren principalmente en la tecnología de movimiento de las cerdas. Pero además tenemos otros cepillos que incorporan nuevas tecnologías para mejorar la limpieza.

Hablaremos de 3 tecnologías generales de limpieza:

Cepillo eléctrico rotativo: con batería recargable o a pilas, cuyo motor alcanza un máximo de 8.800 movimientos por minuto.

Cepillo de dientes sónico: puede alcanzar hasta más de 60.000 movimientos por minuto generando ondas de presión que llegan a absolutamente todos los rincones de la boca. Esta es la tecnología más moderna y eficaz. Estos cepillos son algo más caros, aunque también se encuentran online a precios razonables.

Irrigadores dentales: funcionan con agua a presión, no necesitan dentífrico ni hilo dental. Clic en el enlace para más información sobre el irrigador dental.

CONCLUSIÓN:

  • Para un correcto cepillado de dientes un cepillo básico es suficiente.
  • Si tiene problemas de encías o algún otro tipo de enfermedad, es mejor consultar con el dentista para saber qué cabezal es mejor.
  • Si el cepillo se va a usar en casa es mejor comprar uno con base para recargar después de su uso y no andar pendiente de las pilas.
  • Si quiere lo último y la tecnología más eficaz, compre un cepillo eléctrico sónico.
  • Para garantizar el recambio de cabezales compatibles, mejor comprar una marca conocida.
  • En caso de periodontitis y problemas con las encías, o si se está usando alguna ortodoncia, el irrigador dental es una buan opción.
Scroll Up